Un nuevo Foro de trabajo sobre el Modelo de Gestión de la Diversidad 360º pone el foco en la diversidad cultural

El Observatorio Generación & Talento ha reunido a su Red de empresas para trabajar en el diseño del primer Modelo Global de Gestión de Diversidad 360º. Este tercer Foro de trabajo ha puesto el foco en una de las dimensiones de la diversidad, la cultural.

Recordamos que el Modelo de Diversidad 360º del Observatorio Generación & Talento tendrá en cuenta 5 áreas de diversidad: Diversidad generacional, género, diversidad cultural, orientación sexual y la discapacidad.

Este Foro de trabajo ha tenido lugar en la sede de SACYR en Madrid. Teresa Manjón, su directora Corporativa de Relaciones Laborales y Diversidad, ha dado la bienvenida a las empresas participantes, y nos ha explicado el valor de la diversidad en esta compañía y por qué Sacyr decidió en su día sumarse a la Red de Empresas del Observatorio GT.

 

La diversidad cultural, ¿la dimensión más desconocida de la diversidad?

La cultural es la diversidad que menos tiempo lleva trabajándose en las empresas, pero no por ello deja de ser importante. Según Sonsoles MoralesLeadership Development & Diversity Executive Coach, es un tema muy relevante especialmente en el tema las empresas que se han internacionalizado, «no solo desde el punto de vista de cómo entender y atender a los clientes de otros mercados, sino también porque la propia movilidad global hace que ahora tengamos equipos multiculturales con personas de otras procedencias. Incluso en nuestro país tenemos ya identidades múltiples, personas con un perfil cultural que incluye otras nacionalidades de origen; por ejemplo, personas asiáticas de primera generación», ha comentado.

«Por lo tanto -añade-  una mezcla interesante y no solo desde el punto de vista del negocio, de cómo podemos aprovechar esa diversidad para ponerla en valor, sino también del de preparar a las organizaciones y a las personas que las dirigen para entener a las personas en sus diferencias, y éstas sientan que es un entorno inclusivo en el que son aceptadas y en el que pueden ser ellas mismas. En definitiva, se trata de aprender más unos de otros”.

 

Lo que nadie pone en duda es que cuando se añade la variabe diversidad, la rentabilidad de las empresas aumenta, sin embargo, «los sesgos todavía siguen estando ahí”, según Sonsoles Morales. Por ello, afirma que la diversidad no es un destino; «es un camino que no está exento de dificultades».

En su opinión, “el camino hacia la inclusión es un camino de transformación cultural de la empresa”, y de lo que se trata es de traducir los valores corporativos en comportamientos directivos.

Susana Morales ha sido la encargada de plantear durante este Foro el marco conceptual de la diversidad cultural.

Susana Posada, vicepresidente de DIRSE y directora del Área de Sostenibilidad y Comunicación Interna de Vithas, también ha destacado la dificultad de gestionar la dimensión de la diversidad cultural, «quizá una de las menos trabajada en las organizaciones». En su opinión, esto obedece a su complejidad. «No siempre es fácil obtener datos cualitativos y cuantitativos sobre esta dimensión de la diversidad», afirma.

Al igual que Sonsoles Morales, Susana Posada pone en valor la importancia de “reconocer que no todos somos iguales y de entender el diálogo como una herramienta para comprender a la persona que tenemos delante y para establecer ese diálogo que nos va a permitir identificar cuáles son las diferencias culturales para poder contribuir y crear un entorno inclusivo».

 

En la misma línea, Marta Granero, de Mapfre, señala que en la diversidad cultural, que es transversal en las empresas, todavía hay mucho recorrido; «hay muchos puntos de vista y poca empatía, aunque se está trabajando mucho en esta dimensión. En Mapfre, por ejemplo, hemos incorporado a muchos equipos de diferentes países a la hora de hacer licitaciones con el objetivo de que luego saquemos productos que sean mucho más diversos e inclusivos».

 

Sobre el Modelo de Diversidad 360º

Como han recordado las socias directoras del Observatorio Generación &Talento, Elena Cascante y Ángeles Alcázar, este Modelo de Diversidad 360º será una herramienta de management que permitirá a las empresas gestionar el avance de la riqueza de su diversidad en términos de talento y negocio, desarrollar su compromiso ético en el ámbito de la sostenibilidad social, fomentando el desarrollo favorable de la igualdad de oportunidades y la inclusión y medir el impacto económico y de rentabilidad de sus políticas en esta dimensión de gestión de personas.

El modelo, además y por primera vez, acreditará con un sello de valor a las empresas que hayan trabajado este compromiso, y estará alienado con las directrices de sostenibilidad social europeas y del Gobierno de España.

 

Share
Carrito de compra
Ir arriba